Crónica 1/4 de final de la Copa RFEF Fase Nacional: UE Llagostera-Costa Brava 3-0 CF Platges de Calvia

La LLagostera clasificada para la Copa SM El Rey

Alineaciones:

UE Llagostera-Costa Brava: Marcos, Monreal(Lucas min.86), Cortés(Adri min.86), Sascha, Gil Muntadas, Aleix(Genar min.84), Diego, Pere, Manchón(David García min.46), Guiu, Dubasin(Eric Jiménez min.46).

CF Platges de Calvia: Steven, José, Blai, Pajuelo, Nilson, Lozano, Bigas, Ramos, Pedro(Borja min.67), Amengual, Edu.

Goles: 1-0 Sascha min.72, 2-0 Cortés min.75, Gil Muntadas min.81.

Árbitro: Manuel Ramírez Marco asistido en banda por Raúl González y Félix Ruíz.

Tarjetas: amarilla para Dubasin min.45 por la LLagostera y para Lozano min.40,  Enrique min.56 y José Bueno min.74 por el Platges de Calvia.

Comentario:

En una tarde entrañable, el Llagostera se vistió por una noche de Copa . Los almogávares contemplaban jugadores que desfilaban elegantes a su paso, ataviados con una azul-y-roja empapada de sudor y de empeño, entrega y calidad. Frente, un Playas de Calvià no menos elegante, dipuesto a reducir la diferencia de categoría al campo luciendo orden y competitividad. Al final de la pasarela, la puerta de acceso a las semifinales de la Copa Federación ya la ansiada Copa del Rey. La clave para obtener la clave de la Copa que se le entregó al Llagos al finalizar el partido la tenía la estrategia. La introdujo Cortés con un tierno servicio desde el córner y le dio la vueltaSascha con una bella remate de cabeza en el minuto 70. Ya no pudo el equipo balear seguir el paso de un Llagos desatado con las posteriores estocadas del mismo Cortés y Gil. Llagostera engalanará para recibir un Primera o un Segunda el 16 de diciembre.

Siete veces en la Copa y semifinales por primera vez de una Copa Federación en la que espera ahora el UCAM Murcia , también en el Municipal, el 19 de noviembre. Doble llagosterasso . Tiene este equipo el don de convertir en sencillo y rutinario algo que no lo es y prolongarse a través de los años el revuelo que genera la palabra Llagostera. Este curso la noticia ya no será tan sólo la séptima temporada en Segunda B, también el séptimo vez el torneo del KO y una nueva posibilidad de ganar un título después de rozar la gloria en la Copa Cataluña . El Municipal, ya anfitrión de noches de Copa como la del Valencia hace ocho años, aguarda con impaciencia y expectación cualquiera de los equipos profesionales de Primera y Segunda. Barça, Madrid, Athletic y Real Sociedad, como participantes de la Supercopa, son los únicos que no podremos ver en el Municipal en esta ronda. De momento.

Tiene tantos jugadores y tan buenos el conjunto de la Costa Brava que da igual quien juegue. En esta ocasión los elegidos de inicio fueron Marcos en portería; Diego y Julen como pareja de centrales; Pedro de lateral derecho, Rojo de lateral izquierdo; Cortés y Manchón de pivotes; Guiu y Dubasin de extremos, Gil de mediapunta y Sascha de delantero. Vestido de infinita ilusión, tanta como la del Llagos, el Playas de Calvià transfirió al campo todo este entusiasmo, combustible de un equipo que no perdía desde eneroy que se aferraba a su solidez defensiva para parar los pies al Llagostera. Tras un inicio de tanteo, el equipo de Oriol Alsina se dispuso a mandar y tomó la palabra con el balón, en la que dispensaban un trato variado: tan pronto jugaban en largo como llegaban al área combinando. Este Llagos, sin renunciar a sus gustos de siempre, es un equipo que puede jugar a la carta y hacer saborear fútbol de calidad de todas las maneras.

Con la previsión de poder ser sometido, la escuadra de Carlos Martínez se preparó por los continuos asaltos del del Gironès en su área. Articulado en torno un 5-4-1, el Playas de Calvià asumió ser el dominado pero se blindó a base de disciplina, intensidad y solidaridad. La poca distancia entre líneas y la población de hombres en la medular hacía muy costosa la creación de oportunidades. El Llagostera puso ritmo desde el principio, girando rápido el esférico de un lado al otro y empujando el Playas hacia atrás con la incorporación de los laterales. Las dinámicas apariciones por dentro de hombres como Guiu y Gilgeneraban confusión en el conjunto mallorquín, ya que los centrales dudaban de si salir o no. Si no salían, apertura a ambos centrada. Si perseguían, línea defensiva más mermada y espacios que atacar. Gil fue precisamente el autor de la primera ocasión con un mano a mano que abortó Steven.

Redacción
uellagostera

Más noticias que te pueden interesar

Comenta esta noticia

Normas de uso de comentarios:

  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • No está permitido el uso de datos falsos y/o suplantación de identidad.
  • No está permitido verter comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.
  • La opinión expresada será la tuya y no la de FutbolBalear.es