Crónica Liga Nacional Juvenil: Platges de Calvia 4 – 2 Cide

Jornada 13, Sábado 23/11/2019 - 18:30 h
Platges de Calvia
4 2
Cide

Campo: Pol.m.magaluf
Ver jornada

,

Alineaciones:

Platges de Calvia: Raul Tirado, Sergio Diaz, Marc Mayol, Ruben Castro, Antonio Gary Ruiz, Gabriel Contreras, Ismael Quiroga, Miguel Segura, Pol Romero, Eduardo Bailen y Guillermo Homar.

Sustituciones: Marcos Agustin por Gabriel Contreras (min.61), Javier Tierno por Guillermo Homar (min.68), Mario Blazquez por Ismael Quiroga (min.71) y Carlos Fraile por Eduardo Bailen (min.87)

Cide: Juan A Naranjo, Iago Alvarez, Jordi Casas, Alfredo Rodriguez, Angel Jimenez, Pedro Garcia, Xavi Balaguer, Pau Mateu, Alberto Sanchez, Marco Jaume y Alexander S Olowu.

Sustituciones: Hugo Zamora por Angel Jimenez (min.46), Amadou Konate por Jordi Casas (min.55), Jefferson M PiÑan por Iago Alvarez (min.61), Yordan D Yordanov por Alfredo Rodriguez (min.78) y Alfredo (40′) por (min.)

Goles: 1-0 Pol Romero (min 4), 2-0 Pol Romero (min 26), 3-0 Ismael Quiroga (min 34), 3-1 Alexander S Olowu (min 38), 3-2 Xavi Balaguer (min 57) y 4-2 Pol Romero (min 86)

Árbitro: Alfonso Carballal Vales. asistido por Ruben Dario Cubides Vargas y David Guasch Mir.

Tarjetas: Gabriel Contreras (amarilla, min 31), Sergio Diaz (amarilla, min 52), Ismael Quiroga (amarilla, min 68), Raul Tirado (amarilla, min 70) y Miguel Segura (amarilla, min 89) para el Platges de Calvia. Alfredo Rodriguez (amarilla, min 40), Iago Alvarez (amarilla, min 53) y Alexander S Olowu (amarilla, min 74) para el Cide.

Comentario:

En la Jornada 13 de la Liga Nacional Juvenil llegó una nueva derrota (4-2) del Cide en Magalluf contra un Platges de Calvià que le bastó con aprovechar los errores de bulto de los visitantes para llevarse el partido y adelantar a los colegiales en la clasificación. Podríamos resumir el partido en una frase, con qué facilidad vio puerta el Platges y cuánto le costó marcar al Cide que, además, regaló los primeros 35 minutos de partido.

El Cide y su entrenador, Pascual Pomares, optaron por mantener el dibujo (1-4-1-4-1) que se va imponiendo últimamente. Pese a no haber cambio de disposición táctica, sí que hubo cambio de posición en algunos jugadores. Juanan Naranjo continuó bajo palos. La línea de cuatro de atrás la conformaron Iago Álvarez, Alfredo Rodríguez, Ángel Jiménez y Jordi Casas. El centro del campo lo conformó Pedro García Bussy en el pivote, en esta ocasión, con Marco Jaume y Pau Mateu en los interiores. La vanguardia fue para Alex Olowu, Xavi Balaguer y Alberto Sánchez.

Desde el minuto 1 de la primera parte se vio a un Platges con una marcha más. El Cide quería el balón pero el ritmo del esférico era lento, cansino, sin profundidad. El Platges presionaba la salida de balón de los estudiantiles sabiendo que siempre salen con el balón jugado desde atrás. Cuando estás falto de intensidad y mueves el balón en zonas delicadas para tus intereses tienes el riesgo de perderla y las consecuencias suelen ser fatales. La frase anterior se vio hecha realidad en el minuto 7 cuando el Cide se iba pasando el balón en zona de centrales, hasta en ocho ocasiones, sin buscar ninguna profundidad hasta que en un mal pase Pol Romero intercepta el esférico, pisa área y cruza el balón raso y al palo largo frente a un Juanan que se vio impotente ante la definición el ariete, 1-0. Mal, muy mal empezaban las cosas para el Cide. Quedaba todo un mundo y todos esperábamos una reacción de los visitantes. Nada más lejos de la realidad, los naranjas seguían apretando y basaban su juego de ataque en su mejor jugador Eduardo Bailén y la definición de su ariete, el citado Pol, y acompañados por un buen Ismael Quiroga que se reencontraba con su ex equipo. El fútbol del Cide no fluía, por tanto, no se llegaba a la portería visitante. Recuerdo, en esos minutos, un remate de fuera del área de Balaguer que rechazo a saque de esquina el cancerbero local y un internada por banda derecha de Pau Mateu que no encontró rematador. Poco, muy poco y, quizás, lo peor una clara falta de intensidad. En cambio los naranjas con poco, conseguían mucho. Una pared de Ismael Quiroga en el centro del campo, donde los visitantes volvieron a estar muy blandos, le permite al centrocampista del Platges adentrarse en el área. El centro de Quiroga con el exterior de la pierna derecha en posición de zurdo sale muy bombeado y literalmente le cae, de nuevo, a Pol en el segundo palo donde empuja a un metro de la línea de gol, 2-0. De nuevo, muy mal defendida la jugada en todas las líneas. Lo peor para el Cide estaba por llegar. En los peores momentos de los visitantes, el omnipresente en la primera parte Quiroga roba un balón en el centro del campo, hace la pared con Pol y, en el semicírculo del área, saca un zurdazo que limpia las telarañas de la escuadra izquierda de Juanan, vaya golazo, no queda más que aplaudir. Los aficionados del Cide nos imaginábamos lo peor. Pues bien, a partir del 3-0 el Cide decidió salir del vestuario y empezar a jugar pero, claro, el lastre era mayúsculo. Desde el banco, Pomares se desgañitaba intentado espabilar a los suyos. Se subió la línea de presión y los colegiales tiraron de orgullo, calidad la tienen, para, como mínimo, maquillar el resultado. El balón empezó a circular bien por el centro del campo. Álex que había pasado a la banda derecha empezó a llegar con peligro y poner buenos centros. En el minuto 38, precisamente Álex roba un balón en tres cuartos de campo contrario, cede a Marco que le devuelve el balón con un pase filtrado increíble que lo planta frente a Raúl Tirado, Álex define con calidad, 3-1. El Cide parecía creérselo, la intensidad y las ganas nada tenían que ver con la de los primeros 35 minutos. En esa fase final de la primera parte, el Cide continuó llegando y dominando pero adolecía de remate. Al Platges le bastaba con mantenerse atrás y buscar las contras con sus tres jugadores más destacados: Pol, Bailén y Quiroga. Acabó la primera parte con un 3-1, justo por lo visto en esos 45 minutos.

Tras el descanso en los visitantes entró Hugo Zamora por Ángel, Hugo se colocó en el lateral diestro pasando Iago al centro de la defensa. El partido continuó igual que en al final de la primera parte, el Cide parecía creer en la remontada. A los 10 minutos, un tocado Jordi Casas dejó su puesto a Amadou Konate, hombre por hombre. Trascurrida la hora de partido, una internada de Amadou por su carril zurdo provoca un penalti claro por mano del defensor calvianer. Xavi Balaguer transforma con su maestría habitual, 3-2, quedaban 30 minutos y la remontada era posible. El Cide continuó creyéndoselo, el cambio de actitud estaba dando sus resultados. En esos momentos, el Platges parecía no dar crédito a lo que ocurría en el campo, estaba viendo que un partido que se les puso muy de cara se les podía escapar, el comentario en la grada local era unánime, no podemos tener una victoria fácil. En esta fase del partido, la mejor del Cide, los visitantes tuvieron varias oportunidades pero no definieron bien. Pomares, desde el banco, lo intentó todo, entraron Jefferson Piñan y Yordanov Yordanov, dos jugadores de ataque, por los dos centrales, Iago y Alfredo. Pau Mateu retrasó su posición e hizo pareja de central con Hugo. Más no se podía hacer para remontar un partido que se había puesto muy complicado. En el tramo final del partido la remontada pudo llegar, un disparo de Hugo Zamora fue rechazado a córner por Tirado. La tuvo también Marco cuyo disparo rozó el palo. Iban pasando los minutos y el gol no llegaba. Alex, que había vuelto a la banda izquierda, lo intentó junto con Amadou pero el balón no llegaba franco al ariete Alberto. Un remate de cabeza de Xavi Balaguer a pase de Alex salió rozando el palo. El gol no llegaba aunque el balón estaba siempre en el campo del Platges. Con el Cide volcado, una contra de los locales es culminada por Pol, una pesadilla para el Cide ayer, con un disparo dentro del área que tras tocar a un defensa se le cuela a Juanan, 4-2. Estábamos ya en el minuto 86 y poco quedaba ya. Pese a ello, el Cide no perdió la fe, Pau Mateu la tuvo a balón parado pero su disparo se fue fuera tras pegar al palo. Obviamente no era el día del Cide en las áreas.

En una liga tan competida como esta Liga Nacional Juvenil no se puede regalar tanto en las áreas. En esa zona tan decisiva para el fútbol es donde el Cide perdió ayer el partido frente a un Platges que estuvo muy fino frente a portería, en especial, su ariete Pol Romero que se fue a casa con un hat trick. Derrota algo abultada pero que el 3-0  en el minuto 34 fue una losa insalvable para los colegiales. Sólo que queda levantarse y remontar, no hay otra, esta liga es muy larga, queda mucho y tiempo más que suficiente pare revertir la situación.

 

Joan Mateu Barceló para Fútbol Balear.
Fotos de Toni para Fútbol Balear.

Más noticias que te pueden interesar

Comenta esta noticia

Normas de uso de comentarios:

  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • No está permitido el uso de datos falsos y/o suplantación de identidad.
  • No está permitido verter comentarios injuriantes o contrarios a las leyes españolas.
  • La opinión expresada será la tuya y no la de FutbolBalear.es